Diario de Cádiz, 04.01.2011 (vínculo)
La Clandestina acoge esta tarde su primera presentación con 'Este loco mundo'

La librería cafetería de José del Toro presenta al público un libro infantil escrito a seis manos

Un libro con seis manos y tres cabezas protagoniza, esta tarde, la primera presentación de La Clandestina -la cafetería librería que abrió a mediados de diciembre en la esquina de José del Toro con Cardenal Zapata-. Este loco mundo (Cambalache) recaba al fin en Cádiz tras haberse presentado en Madrid, Sevilla, Asturias y en Chiclana (Fundación Quiñones), y reúne los cuentos ideados por José María Gómez Valero, David Eloy Rodríguez y Miguel Ángel García Argüez. Unas historias concebidas para estimular el "espíritu crítico" de los niños y que sirven, también, para despertar a los mayores. Adobados con las ilustraciones de Amelia Celaya, los textos plantean "una visión cuestionadora de la realidad -comenta García Argüez, uno de los responsables del título-. Con un resultado que no ha sido en absoluto dogmático, sino poético".

Diecisiete cuentos, en total, que se las arreglan para ser de todos y de ninguno, libres de huellas dactilares: "Cada uno de nosotros hemos ido pensando, imaginando, elaborado y rescribiendo las historias -comenta el autor-. Una experiencia en la que cada uno ha tenido que aparcar su estilo y su ego y que yo diría que ha resultado muy positiva, y alejada de lo que suele ser el trabajo del escritor, tan solitario. Yo no te sabría distinguir un texto que tenga más de mí que de cualquier otro".

Tanto García Argüez como David Eloy Rodríguez o Gómez Valero habían colaborado anteriormente en el guión del espectáculo Todo se entiende sólo a medias, y a los tres les apetecía mucho un proyecto de este estilo. Una iniciativa de la que -asegura Miguel Ángel García Argüez- era imposible no salir enriquecido "a nivel de aprendizaje y de creación literaria".

 

Diario de Cádiz, 17.12.2010 (vínculo)
El misterio de La Clandestina

Las hermanas María y Lola Martín-Arroyo abren un negocio único en Cádiz: una cafetería-librería · Se emplaza en la esquina de José del Toro y Cardenal ZapataLa primera librería-cafetería de Andalucía se inaugura hoy en la capital gaditana l Mientras se toma un café se pueden hojear libros de segunda mano o comprar algunos de los ejemplares disponibles

El misterio lleva tiempo merodeando por la confluencia de las calles José del Toro y Cardenal Zapata. Dos negras y menudas palabras asomadas a la calle tras una puerta de vidrio venían alimentando desde hacía meses una incógnita que hoy, por fin, se despeja.

Esas dos palabras, La Clandestina, visten el proyecto que las hermanas Lola y María Martín-Arroyo Lópiz han convertido, tras un período de gestación de año y medio, en una realidad. Se trata de una cafetería. Se trata de una librería. Es una cafetería-librería. La Clandestina.

Esta tarde, a las siete, el local que ocupaba la emblemática papelería Ébano reabrirá sus puertas transformado en un negocio único en Cádiz y, según creen sus impulsoras, único en Andalucía. "En Madrid nos hemos encontrado con alguna cafetería-librería, y también tenemos constancia de que existen en Berlín y en Toulouse, pero no en Andalucía", comparte María, acomodada en una de las sillas de su coqueto establecimiento. Su hermana la releva en palabras: "Tuvimos mucha suerte al encontrar este local, porque anteriormente habíamos visto otros que no se ajustaban a lo que necesitábamos. Pero éste sí, y aunque tenía varios pretendientes, a su propietario, José María, le gustó mucho nuestra idea, así que se decantó por nosotras".

Y ellas se decantaron por este proyecto porque compartían la ilusión de pasar horas y horas rodeadas de libros. "Partimos de la idea de abrir una librería -cuenta Lola-, pero queríamos hacer algo distinto, algo que nos diferenciara del resto de las librerías de la ciudad, y así surgió esta iniciativa".

Lola Lópiz, madre de estas dos hermanas nacidas en Rota pero que llevan varios años residiendo en Cádiz, es la tercera integrante de la sociedad limitada laboral que han creado María y Lola. La primera es bióloga y estudia actualmente Sociología, y la segunda, economista, por lo que es ella quien llevará, gustosamente, las cuentas de La Clandestina.

A ambas se las podrá ver tras el mostrador de la cafetería-librería, donde se podrá adquirir libros de poesía, teatro, ensayo, narrativa, relatos y cómics, y también se podrá desayunar, merendar y tomar algún piscolabis. Asimismo, los clientes que lo deseen se alimentarán intelectualmente con la lectura de ejemplares de segunda mano que reposan sobre estanterías cercanas a las mesas.

Todo esto, de primer plato. Pero las hermanas pretenden ofrecer un segundo y hasta postre, pues tienen intención de abrir las puertas a escritores noveles para que presenten sus obras, así como desarrollar foros de literatura en el local, invitar a cuentacuentos para niños...

"Nuestra librería no es especializada, sino general. La hemos montado pensando en todos los públicos, en mayores y pequeños", explica Lola frente al stand en el que se amontonan decenas de coloridos libros de literatura infantil y juvenil. Pulgarcito y El Pirata Calavera son dos de ellos. E igualmente, en otra estantería aguardan a su dueño centenares de obras, como La lluvia antes de caer, de Jonathan Coe; Los detectives salvajes, de Roberto Bolaño; Valquirias, de Paolo Coelho; Daniel Viglietti, desalambrado, de Mario Benedetti; La otra historia de los Estados Unidos, de Howard Zinn...

Y quien ande buscando un libro descatalogado, que se acerque a la confluencia de José del Toro y Cardenal Zapata, pues las hermanas Martín-Arroyo Lópiz trabajan con algunas editoriales que reeditan ejemplares que actualmente son difíciles de encontrar.

La cafetería-librería La Clandestina desvelará esta tarde el gran misterio -además de encanto- que encierra.

 

insurgente.org, 17.12.2010 (vínculo)
Nace La Clandestina, una librería amiga

Este viernes 17 de diciembre, a las siete de la tarde, tendrá lugar en el casco antiguo de Cádiz la inauguración de la librería-café La Clandestina por parte de nuestras compañeras y amigas Lola y María. Más allá de sus promotoras, somos muchos y muchas quienes nos hemos ido contagiando de la ilusión que despierta este singular proyecto cultural. "Partimos de la idea de abrir una librería -cuenta Lola-, pero queríamos hacer algo distinto, algo que nos diferenciara del resto de las librerías de la ciudad, y así surgió esta iniciativa”.

Desde InSurGente queremos resaltar especialmente que, además de la actividad normal de toda librería, La Clandestina nos mostrará rincones donde encontrar más de un libro que alimentó nuestra conciencia y que, aunque hoy ya no se edite, no es simple nostalgia el querer (re)descubrirlo, a tenor de los convulsos pero no menos esperanzadores tiempos que vivimos. Será también un marco ideal para la presentación de proyectos culturales diferentes de los que tanto andamos necesitados.

Esta tarde no faltemos a la cita en que, por fin, La Clandestina saldrá a la luz.